El perfil de inversión: Tú eres tú y tus circunstancias

El perfil de inversión: Tú eres tú y tus circunstancias


Aperitivo

  • ¡Empezamos nuestra ruta para convertirnos en inversores bien preparados! En el artículo anterior recordábamos la importancia de empezar por el principio y no saltarse ningún paso, salvo que te guste vivir peligrosamente y no te importe sufrir algunos sustos de muerte. Sin embargo, eso de “seguir los pasos”  suena a proceso largo y doloroso, cual Vía Crucis de Semana Santa. Nada más lejos de la realidad: estos sencillos ejercicios previos no sólo son más breves de lo que imaginas, sino que te aportarán tanta confianza y tranquilidad a la hora de tomar “la gran decisión” que te ahorrarás muchos dolores futuros.

¿Cuál es el primer paso?

head-70184_640Conocer tu perfil de inversión. ¡No empieces a bostezar! Para comprender la importancia de esta fase, intentar responder a las siguientes preguntas:

  •  ¿Es mejor un producto que vence dentro de cinco años, otro que puedes reembolsar dentro de tres años o uno que no tiene vencimiento definido?
  • ¿Es mejor un producto que te ofrece altos rendimientos a cambio de un riesgo mayor u otro que promete rentabilidades bastante inferiores pero es muy seguro?
  •  ¿Es mejor un producto que tiene bajas comisiones y baja rentabilidad, u otro que lleva asociados más gastos y proporciona más rentabilidad?

¿Parece complicado responder? En absoluto. Todas estas preguntas, y otras muchas que se te puedan ocurrir para elegir entre la enorme variedad de productos que tienes a tu disposición, se contestan con una sola palabra: DEPENDE.

Depende de tus necesidades, de tus preferencias y de tu situación financiera en cada momento.

Cuando tengas claros estos extremos, las respuestas a las preguntas anteriores serán prácticamente automáticas, y tendrás muy pocas dificultades para determinar qué tipo de productos son más apropiados para ti. De esta forma se reducirá apreciablemente la gama de instrumentos que tendrás que analizar y la decisión final será mucho más sencilla.

Por el contrario, empezar a mirar productos sin tener claro cuál es tu perfil de inversión es lo mismo que empezar la casa por el tejado: el riesgo de que se te caiga el techo encima es… ¡del 100%!

Para agilizar y facilitar el proceso, te proporcionamos una hoja de cálculo que puedes adaptar a tu gusto, y que iremos ampliando en posteriores entregas. Está dividida en los tres grandes componentes que definen tu perfil de inversión: necesidades, preferencias y situación financiera.

Aunque la plantilla es muy sencilla e intuitiva, es importante que tengas en cuenta los siguientes mini-consejos para sacarle el mayor provecho posible: perfilinversor

NECESIDADES

¿Qué es lo que quieres conseguir? No completes esta parte pensando sólo en términos de dinero. Es mejor que te plantees cuáles son tus objetivos y metas en la vida. Además de todas las cosas necesarias y razonables que puedan ser fruto de tus circunstancias y responsabilidades familiares, no olvides incluir también algún que otro sueño o deseo estrictamente personal. De lo contrario, elaborar tu perfil de inversión será una carga abrumadora en lugar de una herramienta para alcanzar tus propósitos.

MUY IMPORTANTE: Tienen que ser objetivos concretos. Piensa en las cartas que escriben los niños a Papá Noel o a los Reyes Magos. ¿Verdad que ninguno escribe “Querido Baltasar, quiero que me traigas muchos juguetes”? De ninguna manera. “Querido Baltasar, he sido buenísima y quiero que me traigas una bicicleta azul sin ruedecitas”. Claro que los niños de hoy han evolucionado mucho: “Quiero una videoconsola Wii U”. En resumen, el truco está en concretar.

¿Cuándo deseas alcanzarlos? Verás que a la izquierda tienes una primera distribución temporal: corto, medio y largo plazo. Sin embargo, cuando llegue el momento de analizar los productos concretos (con sus correspondientes vencimientos) necesitarás afinar un poco más, por eso conviene que calcules desde el principio en cuántos meses esperas conseguir el objetivo. No hace falta que te atasques en este punto, ya que podrás ajustar tus estimaciones en cualquier momento.

¿Qué cantidad de dinero necesitarás para conseguir el objetivo? Como en el caso del tiempo,

¿Quieres seguir leyendo? ¡Puedes hacerlo!
Sólo tienes que suscribirte ¡GRATIS! para disfrutar de todos los contenidos exclusivos para nuestros miembros.
(Si ya estás registrado, ingresa aquí)

SUSCRIBIRME

¿Te ha gustado? ¡Cuéntalo!Share on Facebook1Tweet about this on TwitterShare on Google+172Share on LinkedIn0Email this to someone

3 Comentarios

  1. tomasseco@teminsa.com says:

    Gracias por tu claridad explicando los conceptos. Saludos.

  2. ¿Dónde encuentro la hoja de cálculo con la plantilla?

Deja un comentario

O
 

Acceso sólo para suscriptores Suscríbete GRATIS aquí