Primeras decisiones al emprender: ¿Desde casa? ¿Part-time? ¿Solo o con socios?

Primeras decisiones al emprender: ¿Desde casa? ¿Part-time? ¿Solo o con socios?


Aperitivo

  • Cuando piensas en tu emprendimiento, quizá te imagines dejando todo lo que haces actualmente para dedicarte de lleno a montar tu oficina, fábrica, taller o comercio. Algunos consultores y especialistas recomiendan hacerlo de esta forma, afirmando que es imposible tener éxito si uno no se focaliza exclusivamente en el negocio y tiene un espacio dedicado a su actividad. Sin embargo, los costos son considerables y el riesgo de perderlo todo –sobre todo si ya tienes un trabajo estable– es alto.

Considera antes de zambullirte en un emprendimiento, algunas alternativas de comienzo más lento, que te permitan medir la profundidad del agua (y tu comodidad en el nuevo ambiente), así como hacer más fácil el retroceso en caso de que la idea de negocio no resulte.

Encarar el negocio propio a la vez que continúas con tu actividad actual (por ejemplo, un empleo en relación de dependencia), es una posibilidad. La factibilidad de esta opción dependerá de varios factores, como el tiempo libre que tengas en la semana, la fe que le tengas a tu idea, el apoyo que hayas asegurado de parte de terceros, y los ahorros o financiamiento que tengas para soportar un período de ingresos inciertos. Emprender y mantener un trabajo fijo en simultáneo por un tiempo tiene algunas ventajas, por ejemplo, se reduce la presión de generar dinero rápido y cómo sea, permite conocer el mercado antes de lanzarse en forma completa, y asegura el flujo de ingresos si con el paso del tiempo te va mal o te das cuenta de que el negocio propio no es para vos.

Trabajar en casa es otra alternativa a tener en cuenta para reducir el monto de la inversión inicial y los riesgos. El hogar es ideal como base para trabajos a domicilio, estudios profesionales o talleres en los que no se requiera recibir demasiados clientes. Si es necesario tener un espacio más formal de vez en cuando, existen oficinas que se alquilan temporariamente, lo que siempre resulta más económico y menos comprometido que montar instalaciones propias permanentes.

Si bien trabajar desde el hogar tiene algunas limitaciones y requiere mucha disciplina y capacidad organizativa, considera que hay grandes empresas internacionales como Mary Kay, Ford y Apple que fueron iniciadas desde los hogares de sus dueños.

trabajar desde casa

 En cuanto a la decisión de emprender solo o con socios, deberás evaluar tu negocio en particular y tus fortalezas y debilidades como emprendedor, así como tus necesidades de acompañamiento, experiencia o capital, que un buen socio puede brindarte. En caso de emprender acompañado, busca personas con capacidades complementarias, si es posible con las que ya tengas alguna relación previa, y con las que compartas visiones y criterios de negocio. Asegúrate de tener en claro los aportes y responsabilidades de cada uno y acordar reglas claras de entrada, más allá de la las formalidades legales, para que la relación sobreviva tanto los tiempos buenos como los malos.

Recuerda

  1. Estas primeras decisiones estructurales –emprender part-time o full-time, desde el hogar o con un espacio dedicado, y solo o con socios– te ayudarán a enfocarte luego en tu idea de negocio con mayor claridad y menores riesgos.

revista mi dinero

¿Te ha gustado? ¡Cuéntalo!Share on Facebook2Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn0Email this to someone

Deja un comentario

O
 
Tags:

Acceso sólo para suscriptores Suscríbete GRATIS aquí